Timoneiro.

Difícilmente podría situarme. El humo siempre me definió momentos como el presente. Incertidumbre pero optimismo, sosiego y armonía. Añorando el mar que no me agrada y disfrutando los fogones que implican fracaso. Además me inmiscuyo en ceremonias lucrativas e inespertas, trepidantes pero satisfatorias. Una morriña de nada en una ausencia temporal, un hogar nuevo que cargo de buenas intenciones a pesar de un orden inexistente y tan necesario.

A rede do meu destino
Parece a de um pescador
Quando retorna vazia
Vem carregada de dor
Vivo num redemoinho
Deus bem sabe o que ele faz
A onda que me carrega
Ela mesma é quem me traz

Timoneiro, Paulinho da Viola


Safe Creative #0812200054710
Free Counter